Los transportistas advierten que un nuevo confinamiento reduciría su actividad a la mitad

El movimiento de mercancías en España vuelve al centro del debate. Ante las nuevas medidas adoptadas por cada una de las Comunidades Autónomas, con el fin de hacer frente a la ya conocida como ‘tercera ola’ de la pandemia, la Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España ha alzado la voz, alertando que el impacto sobre el sector replicaría los resultados del primer confinamiento.
Fenadismer hace así referencia al estado de alarma decretado durante la primavera de 2020, donde el confinamiento domiciliario decretado por el Gobierno supuso una contracción superior al 50 por ciento en el movimiento de mercancías.
La aplicación de las nuevas restricciones, apuntan, que van desde retrocesos a distintas fases de la desescalada hasta confinamientos perimetrales, “no están consiguiendo atajar el incremento descontrolado de contagios del COVID-19 en la mayor parte de las regiones españolas”.
Ello está motivando que cada vez sean más las regiones que se plantean la modificación del actual decreto de alarma, con la intención de poder solicitar un nuevo confinamiento domiciliario y el cierre temporal de las actividades económicas declaradas no esenciales para tratar de controlar la curva ascendente de transmisión de la pandemia que se viene produciendo en las últimas semanas en nuestro país.
{advpoll id=’166′ view_result=’0′ width=’0′ position=’center’}
Las consecuencias sobre el transporte por carretera
De poner en marcha dicha medida, que es analizada con preocupación por Fenadismer, “tendría un efecto muy negativo en la actividad económica, llegando a producir en esta ocasión un perjuicio irreparable en muchos sectores de actividad”.
Extendiendo esta afirmación, la federación asegura que “como ya se demostró en la primera ola de la pandemia, durante el estado de alarma decretado por el Gobierno se llegó a reducir el transporte de mercancías en España hasta en más de la mitad, lo que denotó el fuerte impacto negativo que tal medida supuso para la economía española, teniendo en cuenta que el transporte por carretera transporta casi el 95 por 100 de las mercancías que se mueven en nuestro país”.
El primer confinamiento, en cifras
En el pasado mes de abril, coincidiendo con la aplicación del Decreto-Ley de sectores esenciales, que limitó el mantenimiento de las actividades económicas exclusivamente a los sectores alimentario, sanitario y determinadas industrias básicas, las toneladas transportadas en dicho período llegaron a contraerse en un 52,5 por 100, pasándose de transportar más de 60 millones de toneladas de mercancías en el mismo período del año anterior a menos de 29 millones durante la vigencia del referido Decreto de paralización de actividades no esenciales.