Advertencia a las navieras: “Suez no debe ser una excusa para inflar los precios finales”

Tras los informes que las compañías navieras han empezado a desarrollar, prediciendo el aumento de las tarifas y nuevos recargos debido a la interrupción vivida en el Canal de Suez con el encallamiento del Ever Given, James Hookham, secretario general de Global Shippers Forum (GSF), ha advertido a las firmas: “no deben aprovechar la contracción de la capacidad resultante de este bloqueo para inflar los precios finales de sus clientes”.
El alto cargo de la organización empresarial, encargada de defender a los exportadores e importadores como propietarios de mercancías y carga en el comercio internacional, ha aclarado que “este incidente no ha sido culpa de las empresas”, agregando que “las razones por las que se debe esperar que los clientes paguen más deben ser cuestionadas”.
“Suez es un canal de Egipto, no una excusa para exagerar los precios de los clientes”, añade.
{advpoll id=’258′ view_result=’0′ width=’0′ position=’center’}
Continúan evaluando el impacto del bloqueo
Mientras tanto, los transportistas están ocupados recalculando los ETA – tiempos estimados de llegada – para sus buques con destino al norte de Europa afectados por el bloqueo del canal, en un esfuerzo por mitigar la congestión de los puertos.
Se espera que el atraso de unos 350 buques, que esperan transitar por la vía fluvial, se despeje para este fin de semana. Sin embargo, la llegada de los portacontenedores retrasados a Europa podría colapsar varios enclaves, que esperan también a los buques que desviaron sus rutas por el Cabo de Buena Esperanza.
Durante los 6 días que duró la operativa para liberar la embarcación atrapada en el canal, los socios de THE Alliance desviaron cuatro viajes hacia el este y dos hacia el oeste a través de África. Así mismo, en un intento por paliar los efectos de esta situación, los socios de 2M, Maersk y MSC, desviaron también hasta seis hacia el este y siete hacia el oeste. Finalmente, Ocean Alliance redirigió cuatro barcos hacia el este, replicando esta cifra para las rutas hacia el oeste.